Venezuela tras las marchas del 1S, la amenaza contrarrevolucionaria continúa

Posted by Nuestra publicación: on lunes, septiembre 26, 2016


¡Salvar la revolución exige acabar con el capitalismo y la burocracia!
¡Todo el poder político y económico a los trabajadores ya!
La marcha del 1 de septiembre fue planteada por la MUD como una medición de fuerzas para ver si estaban en condiciones de lanzar ya el asalto a Miraflores. Pese a toda la propaganda hablando de “toma de Caracas”, “un millón de manifestantes”, etc. igualaron algunas de sus marchas más concurridas (como la de 2014 anterior a la “guarimba”) pero no han logrado dar el salto cualitativo que esperaban.
La MUD no consigue sus objetivos pero la ofensiva contrarrevolucionaria sigue en marcha
Su principal problema es que siguen sin conseguir que el incremento de la abstención, e incluso del apoyo electoral a la MUD en zonas populares que lograron el 6D, se convierta en una incorporación significativa de sectores populares (menos aún de clase obrera) a sus movilizaciones de calle. Estas siguen reuniendo fundamentalmente capas medias. Ello dificulta su estrategia que, como hemos explicado, utiliza el revocatorio como excusa para provocar un nivel de presión en la calle que fuerce – por las urnas o mediante un golpe- un cambio de gobierno para, una vez llegados a Miraflores, aplicar políticas como las de Macri (Argentina) o Temer (Brasil).
Estas dificultades de la contrarrevolución se reflejaron en la respuesta de uno de sus dirigentes, Freddy Guevara (Voluntad Popular) a partidarios que exigían incendiar las calles: “No hay gente suficiente”. El origen, intereses de clase y programa de la MUD, profundamente reaccionarios, hacen que, al menos por el momento, no sean capaces conectar con amplios sectores de las masas obreras y populares descontentos y movilizarlos.
Al mismo tiempo, aunque existe gran malestar con la quinta columna que sabotea la revolución desde dentro (y también crece la inquietud y decepción con toda una serie de medidas capitalistas que está aplicando el gobierno) sectores muy importantes de la clase obrera y el pueblo seguimos dispuestos a movilizarnos para cerrar el paso a la contrarrevolución y defender el legado revolucionario de Chávez.
La marcha del 1Sen apoyo al gobierno movilizó mucha más gente que el cierre de campaña de las legislativas del 6 de diciembre. Esto mostró que existe la fuerza potencial para recuperar el rumbo de Chávez y derrotar a los contrarrevolucionarios. También evidenció que el nivel de participación sigue muy lejos de las grandes marchas de otros momentos del proceso revolucionario. No sólo los cierres de campaña de Chávez en 2006 y 2012, también el de Maduro en 2013 (antes de derrotar a Capriles) fueron mucho más masivos y entusiastas.
¡Revolución dentro de la revolución! ¡Todo el poder a los trabajadores para aplicar políticas socialistas, no capitalistas!
¿Por qué cuando la revolución enfrenta la peor ofensiva contrarrevolucionaria en estos 18 años, los niveles de movilización estén muy por debajo de otros momentos? La causa es que las políticas que se están aplicando desde el gobierno no son las que los trabajadores necesitamos y esperamos. No es una política revolucionaria ocultar las críticas que hay en las bases revolucionarias. No fue nunca la actitud de Chávez. La búsqueda de alianzas con los empresarios, la aceptación de subidas de precios, la política de la burocracia del Ministerio de Trabajo de paralizar la creación de sindicatos y dar carta blanca a los empresarios, los despidos, corruptelas y ataques a los trabajadores por parte de la burocracia del estado (despido de 4000 trabajadores en RABSA, amenazas y despidos en otras empresas públicas y privadas,…) la negativa a aceptar las reivindicaciones y propuestas de los trabajadores revolucionarios (control obrero, medidas socialistas,…) están aumentando el malestar y desánimo. El resultado sólo puede ser llevar la revolución al desastre.
Sólo hay un modo de recuperar la moral y movilización de las masas y salvar la revolución: haciendo una verdadera “revolución dentro de la revolución” que ponga todo el poder político y económico en manos de los trabajadores y el pueblo para defender el legado revolucionario de Chávez y complementar éste con toda una serie de medidas socialistas que acaben de una vez por todas con el capitalismo y la burocracia:
-Subidas salariales por encima de la inflación, primando cada vez más la parte del salario que contabiliza para las prestaciones sociales sobre los cesta-ticket
--¡Ni un dólar a la burguesía! Derrotar la especulación y saboteo de los empresarios nacionalizando bajo administración directa de los trabajadores y el pueblo los bancos, la tierra y las principales empresas
-Monopolio estatal del comercio exterior, igualmente gestionado por los trabajadores y las comunidades, para garantizar la distribución de productos a precios justos al conjunto de la población, evitando corruptelas y discriminaciones que puedan enfrentar pueblo con pueblo
-Planificación democrática de la economía y sustitución del actual estado capitalista por un estado revolucionario basado en delegados elegibles y revocables por asambleas obreras y populares y donde ningún dirigente cobre más que un trabajador calificado.

Estado Español - PP y Cs preparan nuevos recortes y ataques a nuestros derechos

Posted by Nuestra publicación: on lunes, septiembre 26, 2016

¡Unidos-Podemos debe llamar a la movilización!
El rechazo a la investidura de Rajoy en el Parlamento ha vuelto a señalar las enormes dificultades de la clase dominante en esta nueva etapa política. Urdir un nuevo gobierno que cuente con los apoyos y la estabilidad que se necesita para acometer otra oleada de recortes y ataques a los derechos sociales no va ser tan sencillo. El respaldo de Albert Rivera al PP no es suficiente para evitar la vuelta a las urnas.
Como señalamos en el editorial del pasado mes de agosto, los resultados del 26J marcaron tendencias contradictorias. El hecho de que Unidos Podemos no lograse superar en escaños al PSOE, y que la suma de parlamentarios del PP y de Cs fuera ligeramente superior que en las elecciones del 20 de diciembre anterior, alejaba la posibilidad de un gobierno de izquierdas que revertiera la pesadilla en la que hemos vivido desde 2011. Al mismo tiempo, las candidaturas encabezadas por Podemos e Izquierda Unida cosecharon más de cinco millones de votos, expresión de la enorme fuerza de la clase trabajadora y la juventud. Una fuerza más que suficiente para derrotar a la derecha sacando las lecciones de los errores pasados.
La estrategia de la burguesía
El pacto entre el PP y Cs no ha hecho sino confirmar lo que todo el mundo sabía: que el partido de Albert Rivera no es más que un chiringuito político del Ibex 35 para asegurar la continuidad de las políticas procapitalistas, sean aplicadas por el PP o por la dirección del PSOE. La cuestión de fondo no es este hecho esperado, sino que la aritmética parlamentaria sigue sin cuadrar, por el momento, para que Rajoy y el PP puedan formar gobierno. Y ahí entra en juego la socialdemocracia, atrapada en un mar de contradicciones y llena de zozobra por una crisis que está muy lejos de ser resuelta.
El partido de Pedro Sánchez recibió un duro varapalo el 26J, aunque como las encuestas le pronosticaban uno mucho mayor la sensación fue de alivio forzado. Ahora, no pueden desdecirse fácilmente de sus eslóganes de campaña y facilitar rápidamente el gobierno a Rajoy. Eso significaría rodar por el camino de la Pasokización a mayor velocidad. Pero el que en estos primeros compases de la legislatura no quieran dar muestras tan descaradas de debilidad, no quiere decir que al final no se vean obligados a entrar por el aro.
Si Pedro Sánchez y el aparato socialista tuvieran tan claro que no van a dejar gobernar al PP, no habrían actuado como lo hicieron hace meses pactando con Ciudadanos. Incluso después del 26J habrían declarado con rotundidad su determinación para conformar una mayoría de gobierno a la izquierda. Pero nada de eso ha sucedido. Los dirigentes del PSOE han recrudecido sus ataques contra Unidos Podemos y, sólo después de que Rajoy fuera rechazado en el Parlamento, han declarado que volverán a dialogar con Cs y Unidos Podemos para intentar una mayoría. Pero ¿acaso esta vía no naufragó ya en el mes de mayo? Insistir en un gobierno sostenido por Ciudadanos y las confluencias de la izquierda es un absoluto fraude, una burda excusa que refleja la entrega completa del aparato socialista a la burguesía. Tal salida no es posible, salvo que Unidos Podemos abandone todo lo que ha defendido y apoye un gobierno de coalición entre el PSOE y el Partido de Albert Rivera. Más que nada, la maniobra propagandística de Pedro Sánchez suena a preparar el terreno para facilitar la conformación de un gobierno de la derecha, una vez que “fracase” en sus intentos de “dialogo”.
La clase dominante está impacientándose por una situación que puede degenerar y abocar, al menos teóricamente, a unas terceras elecciones. Por eso va a poner toda la carne en el asador con el fin de evitarlas. En primer lugar, está activando a sus voceros mediáticos para ablandar las resistencias del PP a ofrecer alguna compensación al PSOE que facilite su abstención. La designación del ex Ministro Soria como representante español en el Banco Mundial ha sido muy criticada por los medios de la derecha, y no es para menos. Rajoy vuelve a rescatar a un representante de lo más granado de la corrupción y lo premia políticamente. Una píldora difícil de tragar, a pocos días de haber firmado un pacto con Albert Rivera dónde la supuesta “regeneración política” y la lucha contra la corrupción se presentaban como notas destacadas.
Tal como están las cosas, la presión sobre el PP para buscar otro candidato alternativo que no sea Rajoy va a arreciar en los próximos días. Esta es la idea que ha lanzado Rivera y que secunda activamente el diario El País, y es también la exigencia de Felipe González y de otros barones socialistas, que no quieren oír hablar de terceras elecciones. Por supuesto, esta solución facilitaría las cosas pero no es una condición sine qua non. Ya hay una mayoría de líderes territoriales socialistas del PSOE que están advirtiendo de que el NO a Rajoy era válido hasta el 2 de septiembre (cuando se produjo la segunda negativa a su investidura); a partir de ese momento, la exigencia de un Comité Federal para principios de octubre, y “valorar” sobriamente la situación, es decir, facilitar un gobierno del PP evitando unas nuevas elecciones, retumbará. La forma de presentar esta capitulación ya está diseñada: será en “interés de España” y de los “españoles”.
Además hay otros factores de peso que empujan en esta dirección. Si la dirección del PSOE no quiere un gobierno alternativo basado en la alianza con Unidos Podemos, la convocatoria de nuevas elecciones no va a cambiar el escenario. Al contrario, de producirse esta situación, que no se puede descartar en teoría, la crisis del PSOE se profundizará y el aparato socialista difícilmente soportaría la presión combinada de la clase dominante —tanto nacional como internacional— y de sus barones regionales. Los editoriales de El PaísThe New York Times o Financial Times en los que se critica con dureza las vacilaciones de Pedro Sánchez y su falta de “sentido de Estado”, se multiplicarían a la enésima potencia.
Unidos Podemos debe llamar a la movilización
Unidos Podemos tiene una enorme responsabilidad para romper con el actual impasse. ¿Cómo? Abandonando el cretinismo parlamentario y apoyándose en lo que es su fuerza natural, la lucha en las calles. Lo hemos dicho hasta la saciedad y lo seguiremos diciendo: no son los discursos brillantes, ni las citas agudas, ni la retórica elocuente, lo que va a doblegar la voluntad de los capitalistas. Si el acuerdo PP-Cs cristaliza finalmente en la conformación de un gobierno, por más endeble e inestable que éste sea, la agenda que llevará a cabo está muy clara: poner en marcha una nueva tanda de recortes brutales (10.000 millones de euros tal como la UE ha exigido), que afectarán directamente a la sanidad y la educación pública, a las pensiones, a la cobertura del desempleo y al conjunto de los derechos sociales.
No hay más ciego que el que no quiere ver. Cuando los dirigentes de Podemos, haciendo balance de los resultados del 26J, insistieron en profundizar su planteamiento socialdemócrata, en aparcar la movilización de masas, y declararon por todas las esquinas que se centrarían en una “eficaz labor parlamentaria”, entendían al revés lo ocurrido. Mucho cuidado con el parlamentarismo burgués. Si la dirección de Podemos juega a ocupar el espacio de la socialdemocracia recurriendo a los hábitos podridos de la política burguesa, se puede encontrar con un resultado no esperado: que quien se beneficie sea precisamente el original y no la fotocopia.
Es necesario que tanto la dirección de Podemos como Izquierda Unida, especialmente Garzón y su nuevo equipo, entiendan que necesitamos volver a levantar la bandera de la lucha social con más fuerza y energía si queremos derrotar el pacto PP-Cs y a un futuro gobierno de la derecha. El escenario de desmovilización sólo favorece la estrategia de la burguesía. Para enfrentar las consecuencias de la crisis económica, el crecimiento del desempleo y la precariedad, la aplicación de la LOMCE, la deriva autoritaria y antidemocrática que criminaliza la protesta y socava nuestros derechos, sólo hay un camino: la organización, la movilización, y la defensa de un programa socialista consecuente.

Inglaterra - La victoria de Corbyn, otro paso para transformar el laborismo

Posted by Nuestra publicación: on lunes, septiembre 26, 2016
Resultado de imagen para La victoria de Corbyn, otro paso para transformar el laborismo

La victoria de Corbyn, otro paso para transformar el laborismo
Socialist Party (Inglaterra & Gales)

Publicamos a continuación un análisis de los compañeros del Socialist Party de Inglaterra y Gales, en el que abordan la victoria arrolladora de Jeremy Corbyn y las tareas de los marxistas respecto al laborismo en el próximo periodo.
Hace tres meses, 172 parlamentarios —tres cuartas partes del grupo parlamentario laborista— lanzaron un golpe de estado contra el líder del partido Jeremy Corbyn. Contaban con el apoyo de todas las fuerzas de la clase dominante. Las grandes empresas y los medios de comunicación de derechas han atacado constantemente a Jeremy mientras la maquinaria laborista impedía que miles de sus seguidores pudieran votar en las elecciones.
Todos sus esfuerzos no han servido para nada, el 24 de septiembre Jeremy fue reelegido con un margen amplio, el 61,8% de los votos, más de lo conseguido en su primera victoria. La participación fue muy alta, más de medio millón de votantes, Jeremy ganó con mayoría en cada una de las categorías, afiliados del partido, simpatizantes y seguidores registrados.
Los blairistas están sorprendidos por el masivo apoyo a las medidas anti-austeridad defendidas por Jeremy Corbyn. Esto no significa, sin embargo, que se reconcilien con el liderazgo de Corbyn o con la perspectiva de que el laborismo se convierta en un partido anti-austeridad.
Los capitalistas se beneficiaron enormemente de la transformación del laborismo bajo el nuevo laborismo de Tony Blair, lo que permitió que el debate político fuera monopolizado por las ideas pro mercado a lo largo de los últimos veinte años. Ellos representan las fuerzas que había tras el golpe de este verano contra Jeremy Corbyn y la derrota de este primer intento por desbancarle es un golpe contundente.
Pero debido a que las apuestas están muy altas, está claro que no será el último intento de la clase dirigente de recuperar su antes incuestionable control del Partido Laborista. Qué se debe hacer para consolidar la victoria de Jeremy Corbyn —transformar realmente el laborismo en un movimiento de masas anti-austeridad, socialista y de la clase obrera— es la cuestión crítica a la que se enfrentan hoy los socialistas en Gran Bretaña.
Ningún compromiso con la derecha
Cuando se aproximaba su primera victoria hace un año en las elecciones a la dirección del partido, Jeremy Corbyn era optimista ante las amenazas de una contrarrevolución del establishment laborista. Decía que “los complós, los dobles complós, sub-complós y las conspiraciones son fascinantes”. Un periodista de The Guardian en un acto de campaña en Leeds lo explicó: “dejando a un lado las sugerencias de que si se convierte en el líder laborista se enfrentaría a un golpe para desbancarle”, recurrió al desafortunado ejemplo del presidente norteamericano, Abraham Lincoln, como presunta ‘figura unificadora’ después de la guerra civil americana, como el “ejemplo a seguir (…) ‘con malicia hacia ninguno y caridad hacia todos’”. (5/8/16)
Los acontecimientos de los últimos doce meses dentro del Partido Laborista, que culminaron con el golpe de estado de este verano, demuestran lo equivocado que estaba Corbyn al pretender reconciliar, en este caso, no a representantes de la misma clase sino de diferentes clases. Es un error que ahora no debe repetir.
El curso de los acontecimientos del verano demuestra que la posición de Jeremy Corbyn aún es floja. Si tres votos hubieran cambiado de posición en la reunión de la Comisión Ejecutiva Nacional del laborismo (NEC) del 12 de julio, cuando se decidía si era necesario exigir las nominaciones de los parlamentarios antes de aparecer en la papeleta de votación, Owen Smith, Angela Eagle u otro de la derecha podría haber sido elegido sin oposición, como lo fue Gordon Brown en 2007 tras la dimisión de Tony Blair. Sólo las protestas de miles de militantes laboristas y sindicalistas evitaron lo que podría haber sido el final imperativo de la oportunidad que representa el liderazgo de Jeremy Corbyn para transformar el Partido Laborista.
Por primera vez desde la Segunda Guerra Mundial, la NEC canceló durante el verano todas las reuniones regulares del Partido y suspendió varias agrupaciones, incluida la agrupación local más grande, mientras la notoria “unidad de cumplimiento” llevó a cabo lo que canciller en la sombra, John McDonnell, correctamente califica como “una purga amañada contra los seguidores de Jeremy Corbyn”.
En última instancia, aún permanecen las estructuras y las relaciones de poder que se desarrollaron bajo el nuevo laborismo, que destruyeron la capacidad de la clase obrera de influir dentro del partido. La dirección de Jeremy Corbyn es una cabeza de puente en contra de las fuerzas del capitalismo dentro del Partido Laborista. Sin embargo, la tarea continua siendo tomar las principales bases de la derecha en el grupo parlamentario laborista (PLP), el aparato nacional del partido y, a nivel local, desplazando a la gran mayoría de los 7.000 concejales que están aplicando la agenda de austeridad de los tories.
Organización y política
Un primer paso de Jeremy Corbyn tras su triunfo debería ser el restablecimiento del papel central que tenían los sindicatos dentro del Partido Laborista, acorde con su importancia como las voces colectivas de millones de trabajadores.
La representación sindical dentro del Partido Laborista, cuando es ejercida democráticamente por los militantes sindicales, supone un potencial para que la clase obrera controle a sus representantes políticos. Fue esta característica la que definió en el pasado al Partido Laborista, antes del nuevo laborismo, como un ‘partido capitalista de los trabajadores’. En otras palabras, mientras tenía una dirección que invariablemente reflejaba la política de la clase capitalista, mantenía una estructura a través de la cual los trabajadores podían desafiar a la dirección y amenazar los intereses de los capitalistas. Es necesario restaurar los derechos de los sindicatos.
Otras medidas también necesarias son la democratización de las estructuras del Partido Laborista, esterilizadas durante años por el blairismo, con la reivindicación clave de volver a re-seleccionar a los parlamentarios. Pero al tiempo que se permite a las agrupaciones locales sustituir a los parlamentarios para las próximas elecciones generales en una línea más afín, hasta entonces se deben adoptar medidas efectivas a nivel nacional para controlarlos. Los 172 parlamentarios que prepararon el golpe de estado con la presentación de la moción de “no confianza” el 28 de junio, sólo deberían continuar en el grupo parlamentario si aceptan la renovación del mandato de Corbyn y su política contra la austeridad y la guerra.
Es necesario también el rearme ideológico. En 1995 Tony Blair abolió un compromiso histórico del laborismo, la Cláusula Cuatro de la Parte IV de los estatutos del partido: “la propiedad común de los medios de producción, distribución e intercambio”. La sustitución de esta cláusula comprometió al partido en la dinámica de la “empresa  y el mercado”, “el rigor de la competencia” y “un sector privado floreciente”.
En Socialism Today [Revista teórica del Socialist Party] del presente mes, en un artículo titulado El desafío corbyeconómico, Hannah Sell, Secretaria General adjunta del Socialist Party, explica cómo la política económica defendida por Jeremy Corbyn y John McDonnell representa una ruptura importante, incluso si sólo es parcial, con las panaceas neoliberales incrustadas en la cláusula cuatro blairista. Es verdad que han provocado la ira del antiguo miembro del comité monetario del Banco de Inglaterra, David Blanchflower que, en un nuevo intento equivocado de conciliar con la derecha, fue elegido el año pasado para el comité asesor económico del laborismo. Blanchflower les dice a Corbyn y McDonnell que “deben aceptar la realidad del capitalismo y los mercados modernos, ¡les guste o no!”; por supuesto defendió a Owen Smith en las elecciones. (The Guardian. 2/8/16)
Sin embargo desafortunadamente, y tal como ya explicamos, la corbyneconomía es en última instancia una forma de keynesianismo, y no responde a la acusación de Blanchflower de que “los mercados de bonos y acciones”, que todavía serían libres para dirigir la economía, “se lo comerían [a Corbyn] en el almuerzo”. No hay sustituto para un programa claro de propiedad pública y democrática de los bancos, instituciones financieras y grandes empresas, bajo el control y la gestión de los trabajadores, la base esencial para una nueva forma de sociedad —el socialismo— en oposición al sistema capitalista de mercado.
Reintegrar a los socialistas
La discusión y la clarificación necesaria de la política y las ideas es la razón de otra reivindicación vital del próximo período: el derecho de todos los socialistas, incluidos aquellos anteriormente excluidos o expulsados, a participar en el Partido Laborista, incluso los grupos organizados.
La batalla por la dirección ha revelado el terror mórbido que siente la clase dominante y sus representantes dentro del laborismo precisamente a los “socialistas organizados”. Sobre todo el ala de derechas. El ejemplo más relevante es el ataque del vicepresidente laborista Tom Watson contra los “retorcidos trotskistas” y el espectro de Militant, el predecesor del Partido Socialista. En Socialism Today de este mes Peter Taaffe, Secretario General del Partido Socialista y uno de los miembros del comité de redacción de Militant expulsado del laborismo en 1983, aprovecha esta nueva alarma por Trotsky para volver la mirada hacia su verdadero y auténtico legado.
Los capitalistas tienen sus “tendencias” dentro del laborismo a las que apoyan tanto material como ideológicamente, incluso mediante el peso de los medios de comunicación. Por otra parte, el grupo parlamentario laborista, y a nivel local los concejales, son una casta organizada, una “tendencia” que cuenta con los recursos del Estado que acompañan sus puestos, fondos del estado (incluido el ‘dinero corto” para “garantizar el funcionamiento de la oposición parlamentaria”), a lo que hay que sumar el papel de los funcionarios veteranos del partido y de los ayuntamientos. Así que ¿por qué no se debe permitir que también se organicen los que se oponen al capitalismo?
La mejor forma de conseguirlo, y debilitar la obsesión de los medios de comunicación capitalistas por fabricar “complots conspirativos”, sería permitir a los partidos y organizaciones socialistas afiliarse abiertamente al Partido Laborista, como un partido cooperativo.
La transformación del Partido Laborista en el nuevo laborismo no fue un único acto sino todo un proceso de consolidación a lo largo de años. Para revertir esta transformación tampoco bastará con un solo acto, sino que requerirá la organización de un movimiento de masas con el objetivo consciente de acabar con el legado del nuevo laborismo, política y organizativamente. La reelección de Jeremy Corbyn es otro gran paso en ese camino, que debe ser construido con urgencia.


Chile - LAS CRISIS Y SUS MITOS

Posted by Nuestra publicación: on lunes, septiembre 26, 2016

Resultado de imagen para Chile - LAS CRISIS Y SUS MITOS












LAS CRISIS Y SUS MITOS
                                                                                                                             
Juan Varela Reyes (1)
                                                                                              
                                                                                            “Hegel dice en alguna parte que todos los grandes
                                                                                              Hechos y personajes de la historia universal
                                                                                              Aparecen, como si dijéramos, dos veces. Pero se
                                                                                              Olvidó agregar: una vez como tragedia y la otra
                                                                                              Como farsa”
                                                                                              (K. Marx: “El 18 Brumario de Luís Bonaparte”)

La crisis por la que atraviesa la política y la acción política, en nuestra sociedad, merece, de nuestra parte, alguna reflexión y la entrega de algunos elementos de análisis, como una manera de enfrentar la respuesta y aportar a la salida a la situación.

En esta (situación) se han visibilizados viejas y nuevas contradicciones, tanto en la estructura del poder dominante, como en las expresiones sociales, políticas e ideológicas del campo popular, teniendo en cuenta que algunas de ellas se agudizan, básicamente, porque el tiempo en que ellas se manifiestan es un tiempo dado, determinado, por las exigencias de este modelo de acumulación capitalista, que necesita cada vez de mayores grados de legitimidad, que aseguren su reproducción en todos sus niveles.

Abordar la crisis del modelo neoliberal exige ciertas precisiones que hagan manejable su explicación y que, a la vez, planteen algunas implicancias prácticas, como ejercicio válido, de otra manera se puede caer en explicaciones abstractas, que dejan el problema en el mismo lugar, lo que traerá consigo: inmovilismo, una desazón y la impresión de que se trata de un mero ejercicio intelectual, a lo mejor bien estructurado, pero sin el planteo de una acción política real, aunque asumiendo que el análisis de la situación, es, en sí una acción política. Es lo que ocurre a veces con ciertas expresiones de la izquierda que, con un acertado análisis algunas veces, dejan el problema central en el mismo sitio, o la salida, como repercusión de ese análisis, se dirige en un sentido distinto al declarado en sus intenciones.

Alguna vez planteamos que la crisis de los sectores políticos dominantes (derecha – nueva mayoría) se expresa al menos en tres direcciones o sentidos:
Una crisis de hegemonía, vale decir, su sentido es que la alternativa neoliberal ha dejado de ser considerada por amplios sectores sociales, como necesaria, única y exclusiva. Se puede graficar aquello en las movilizaciones de miles de chilenos que reclaman una nueva forma de asegurar el derecho a una pensión digna; cuestión que ya es reclamada por distintos actores y sectores de la sociedad que ven cómo, en este caso, la promesa neoliberal de la igualdad no es más que un espejismo retórico construido por los artífices de este modelo.

Una segunda manifestación de esta crisis es la crisis de legitimidad; se puede decir que el neoliberalismo no es aceptado, consensuadamente, por los que sufren los efectos que éste ha generado. En alguna parte, el intelectual argentino Atilio Borón, planteó que si en el plano objetivo, material, económico, el modelo neoliberal no ha sido exitoso, es en el plano ideológico en donde ha tenido su mayor triunfo. La crisis del capitalismo – neoliberal tiene siempre efectos perversos, porque siempre son los trabajadores del campo y la ciudad los que sufren las consecuencias y pagan los costos; pero, es en el plano de la subjetividad de los trabajadores que se han instalado nuevas racionalidades que tienden a hacer creible este modelo y provocar su aceptación como algo natural, inamovible, por tanto, sin posibilidades de cambiarlo.

Por último, la crisis institucional, como una suerte de resumen, en donde los presupuestos neoliberales (oportunidades, libre competencia) ya no se dan ni se expresan con el fin de asegurar y garantizar su reproducción.

Frente a esta situación es que se empiezan a tejer visiones y salidas correspondientes. Se une a ello el hecho de que el tiempo determinado por los próximos actos electorales obliga a los distintos bloques y pactos a hacerse cargo, desde su particular visión, de los efectos de la crisis, en las dimensiones señaladas, de cara a la necesidad del capitalismo de sortear su crisis y asegurar su tasa de ganancia, lo demás es “música para la galería”.

Veamos, entonces, lo que ocurre en los dos niveles en que está estructurada la sociedad chilena, o más precisamente, a ambos lados de la lucha de clases, porque se quiera o no reconocer y, a pesar de todo, es ese “viejo motor” el que se encarga de dinamizar la sociedad. Por mucho que una de las clases aparezca invisibilizada, lo cierto es que ella existe, prueba de ello es que existe la burguesía.

Por el lado de la dominación, teniendo como escenario la crisis y el tiempo político de las elecciones, vuelve a resurgir el mito burgués (“ahora como farsa”) del “salvador supremo”, del “tutor”. Hay que reconocer, sobre todo en nuestro caso chileno, que este mito ha sido uno de los elementos fundantes de la sociedad, de la propiedad privada y la libre competencia, “que transforma a esta sociedad en un conjunto de “átomos egoístas” en lucha unos contra otros” (M. Löwy: “La teoría de la revolución en el joven Marx”)

Esos personajes (como aparecidos de otro “planeta”) hacen de “lo social”, el “interés general”, el “bien común”, el “servicio público” una proyección hipostasiada, alienada en una suerte de institución que, situada “por fuera” y “por encima” de la sociedad pretende convertirse en la solución de un problema que, paradójicamente, señala que ellos son justamente parte del problema.

En alguna parte se ha escrito que el hombre es producto de sus circunstancias. Aquellas circunstancias, siempre de carácter histórico, son las que posibilitan el surgimiento de ciertos personajes, como también son otras circunstancias las que hacen posible su resurgimiento, por tanto, son aquellas circunstancias las que hay que transformar, de otra forma surgen, porfiadamente, personajes con un halo mesiánico que transformados en cual Merlines, con sus flautas hacen correr tras de sí a aquellos que sólo escuchan su música.

El otro sector, o sea, el campo popular también enfrenta sus dificultades y contradicciones.

Antes de pasar a mencionar algunas de las contradicciones que se sitúan en aquel sujeto colectivo que vino a oxigenar a la anterior concertación, dando paso a lo que conocemos como nueva mayoría, es necesario destacar que, pese a todo, camina en silencio el descontento de los pobres y marginados y sus referentes hacen hoy día esfuerzos por elevar los grados de conciencia y organización. Es cierto que, como decíamos está invisibilizado, pero ello no indica su no existencia, al contrario, hay múltiples expresiones que dan cuenta de su presencia. Los jóvenes, luchando por una Educación transformadora y emancipadora, pobladores que luchan por una vivienda digna; trabajadores que le dan vida a su sindicato a pesar de no contar con una central unitaria.

En el otro caso, aquel sector de la antigua izquierda, aquella que proclama ser ambi diestra, o sea, un pie en el poder y el otro en la calle, cuestión que es prácticamente imposible, habría que decir brevemente.

Para esa izquierda, su nivel de pragmatismo le ha llevado a tales grados de confusión en su análisis, sin capacidad para reconocer donde es que está la principal contradicción de la sociedad:
“En Chile sigue instalada una contradicción vital: Neoliberalismo y Democracia. Esa contradicción está latente en los problemas y en las características más profundas del modelo económico y del sistema político nacional, en las modalidades de hegemonía ideológica y también, por cierto, en fenómenos más específicos y coyunturales” (El SIGLO 19/2/2016 “Contradicción Neoliberalismo y Democracia”)
O planteando una política de alianzas que tiene como norte la consolidación de la Nueva Mayoría, dejando en un segundo plano la alianza estratégica con los trabajadores. 

“Sabemos lo dolorosas que fueron las consecuencias por desavenencias en el pasado y hoy, de prevalecer estas, podríamos llegar a un fracaso o un retroceso impredecible en su profundidad. Junto con el fortalecimiento del movimiento social y en especial el sindical, la consolidación de la Nueva Mayoría es un factor esencial, la que pudiera verse incrementada con el acuerdo programático con otras fuerzas” (Resoluciones XXV CongresoPC)

Se puede advertir en este discurso un cierto mesianismo, ese mito que por sí solo trata de resolver los problemas de la sociedad, olvidando que en la historia, y ello es para todos: los personajes, los hechos, los sujetos colectivos, aparecen dos veces: se une en un solo acto hoy día la tragedia y la farsa, la una para recordar la profundidad de la crisis, la otra para ver como ella se resuelve por sí sola, olvidando que en la historia de los trabajadores, todos somos sus constructores y también su resultado.

Santiago, Septiembre 20 de 2016

 (1) Sociólogo. Equipo de Investigación EN CAMINO.


Chile - Conapach 2016: Rechazo informe FAO, apoyaría paro nacional para anular corrupta ley de pesca y acuicultura

Posted by Nuestra publicación: on lunes, septiembre 26, 2016
Resultado de imagen para Conapach 2016 apoyaría paro nacional para anular corrupta ley de pesca y acuicultura

http://conapach.cl/index/2016/09/21/ley-de-pesca-c...

Ley de Pesca: Conapach y Mesa Regional de Los Lagos se reúne con sus organizaciones de base el 30 de septiembre en Puerto Montt

El Ampliado Consultivo Nacional se realizará en el Arena Puerto Montt y se espera masiva asistencia de pescadores artesanales  de todo Chile para análisis y propuestas en torno a las reformas de forma y de fondo a la Ley de Pesca para los sectores algueros, bentónicos y de peces.


El próximo 30  de Septiembre en el Arena Puerto Montt se realizará el segundo Ampliado Consultivo Nacional de Pescadores Artesanales para discutir las reformas de forma y de fondo a la Ley de Pesca, convocados por Conapach y la Mesa Regional de Pescadores Artesanales, que reúne a un 80% de las organizaciones de base de la región de Los Lagos.



La reunión viene a complementar el Ampliado consultivo de la Macrozona Norte,realizado en Mejillones el pasado 26 de agosto, donde se recogieron las propuestas  para reformar la normativa actual, por actividad, donde destacó la necesidad transversal de contar con 5 millas exclusivas para la pesca artesanal, el fin del arrastre y reformas al Registro Pesquero Artesanal.



El directorio nacional de Conapach destaca la importancia de consultar a las organizaciones de base sobre los cambios que requiere la ley vigente, de modo de continuar fortaleciendo la unión entre pescadores artesanales y descentralizar la toma de decisiones.



En este contexto, Miguel Ávalos, secretario general de la Conapach, señaló que “todas nuestras banderas de lucha han sido consultadas con la bases. Sometemos nuestros programas de trabajo a periódicas reuniones de carácter nacional. Prueba de ello, es el taller ampliado consultivo realizado en Mejillones, así como también los talleres en Caldera, Arica y Puerto Montt el año pasado, son ejemplos de que las decisiones se han tomado en conjunto y existe descentralización al interior de la Confederación”.



Otro aspecto que el dirigente quiere destacar es que la Confederación Nacional de Pescadores artesanales de Chile decidió no respaldara el informe encargado por el gobierno a la FAO (Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura), por considerar que ha sido una consulta pauteada por la autoridad donde faltaron muchos temas, sobre todo los que afectan a la pesca artesanal.



“Queremos que el gobierno vuelque la mirada hacia la actividad artesanal y poner en el tapete los temas propios que nos afectan como algueros, bentónicos y pescadores de peces, a través de propuestas. En consecuencia, si el resultado de este trabajo no es escuchado por el gobierno, nos les quepa la menor duda que llamaremos a un paro nacional, porque además tenemos mucho que decir del corrupto escenario político que rodea a la Ley de Pesca”, señaló el secretario nacional de Conapach.



En tanto, Rodrigo Aguilar, tesorero de la Confederación y secretario de la Federación de pescadores artesanales de Hualaihue, señaló que “no se descarta hablar de la  anulación de la ley, estamos abiertos a todo. Si las bases deciden derogar la ley y salir a la calle, eso es lo que haremos. Todos los temas se someterán a consulta, esa ha sido y seguirá siendo nuestra forma de trabajar al interior de la Conapach”.

Debate sobre el golpe de Estado de 1973 en Chile

Posted by Nuestra publicación: on lunes, septiembre 26, 2016
Resultado de imagen para Debate sobre el golpe de Estado de 1973 en Chile

Debate sobre el golpe de Estado de 1973 en Chile

Programa "Cultura Verdadera", Canal La Red, 12 de septiembre de 2016

Panelistas:

Sergio Campos
Arturo Infante
Cristóbal García-Huidobro
Sergio Grez

Chile - Luis Mesina y Juan Pablo Cárdenas: NO+AFP

Posted by Nuestra publicación: on lunes, septiembre 26, 2016
Resultado de imagen para Luis Mesina y Juan Pablo Cárdenas: NO+AFP

Indignados x Chile.
@ProgLocortes 

https://www.youtube.com/watch?v=nCBirvygpVg&feature=youtu.be



En una nueva edición del programa para redes TV que conduce Esteban Silva. "Lo Cortés no quita lo Constituyente" de la Fundación Constituyente XXI el dirigente y vocero principal de la Coordinadora nacional de Trabajadores NO+AFP, Luis Mesina junto al periodista Juan Pablo Cárdenas analizan el Movimiento NO+AFP, y el cuestionamiento estructural que emerge en la sociedad chilena. 

El Programa se titula NO+AFP, Indignados x Chile. 
Santiago de Chile Septiembre-Octubre de 2016

Chile - LA BOMBA DE TIEMPO DE LA “SALMO-INDUSTRIALIZACIÓN” EN MAGALLANES

Posted by Nuestra publicación: on lunes, septiembre 26, 2016
Resultado de imagen para industria del salmon en Chile
LA BOMBA DE TIEMPO DE LA “SALMO-INDUSTRIALIZACIÓN” EN MAGALLANES: AHORA, MORTALIDADES MASIVAS POR ALGAS NOCIVAS

Puerto Natales,Magallanes, 21 de Septiembre de 2016 (Ecocéanos News). El Servicio Nacional de Pesca y Acuicultura (Sernapesca) de la Región de Magallanes confirmó que a partir del 14 de septiembre se verificó un aumento de las mortalidades de salmones de los centros de cultivo “Bahía Ladrillero”,perteneciente  a la empresa  Salmones Magallanes (Acuimag) y “Morgan” de la compañía Australis.,Ambos centros se ubican en la Agrupación de Concesiones de Salmonídeos o  “barrio” 48A, emplazado en la zona de Puerto Natales. Tras la detección de esta nueva situación sanitaria-ambiental, el  director regional del Sernapesca, Manuel Díaz explicó a través de una breve minuta que a partir del miércoles pasado, "ambas empresas salmonicultoras comenzaron a reportar un aumento en sus respectivas mortalidades, pasando de menos de 200 peces diarios a sobre 3.000 en ambos centros”.

Incineradores para eliminar mortalidades masivas de salmones
Cada centro de cultivo afectado activaron sus planes de contingencia, procediendo al retiro de las mortalidades masivas de salmones desde las jaulas y su disposición final. En el caso de Salmones Australis, los peces fueron dispuestos en contenedores sellados ( ensilado) y sacados del centro de cultivo. No se especificó la disposición final de éstos. Por su parte, Salmones Magallanes como medida de emergencia está empleando incineradores.También el comunicado oficial no señala el destino final de estos residuos industriales. Sernapesca instruyó el retiro del centro de salmones Magallanes de 17 contenedores, equivalente a dos días de mortalidades, las que sumaban una biomasa total de 10.377 kilos.

Esta situación evidencia la precariedad  de los planes de contingencia frente a eventos sanitarios masivos, dada la limitada capacidad regional de disposición final de mortalidades de peces, en una región en la cual no existe un sistema certificado sanitariamente de disposición final de  residuos industriales líquidos y sólidos. Ello es paradojal, ya que la industria salmonera pretende en los próximos 4 años triplicar sus actuales producciones, mientras existen mas de 400 solicitudes de nuevas concesiones de acuicultura intensiva. Díaz indicó que se continuará monitoreando ambos centros y el “barrio salmonero” 48 A. Se dispondrán de barcazas con contenedores ante nuevos aumentos de mortalidades masivas, además de "mantener el sistema antibloom operativo las 24 horas".

53% de hipoxia en los centros de cultivo de salmones en Magallanes: La silenciosa destrucción de los ecosistemas acuáticos Patagónicos

Sernapesca investiga las posibles causas de este incremento en las mortalidades salmoneras regionales.Según Aqua.cl, Díaz señaló que  “pueden estar asociadas a un aumento en la presencia de floraciones algales nocivas (FAN) en el sector, así como con algunas bajas puntuales en los niveles de oxígeno

Según el Centro Ecocéanos, "esta situación es otro síntoma de los ya conocidos impactos que va generando la expansión de los monocultivos industriales intensivos de salmónidos en las áreas costeras del Chile sur-austral". La organización ciudadana indicó que a las actuales mortalidades masivas por algas nocivas, y / o situaciones de hipoxia ( disminución del oxígeno disuelto en el agua), se han sumado durante los últimos meses en Magallanes, los escapes masivos de 100.000 salmones en los centros de cultivos de Nova Austral en la isla Diego Aracena, al sur del estrecho de Magallanes; el permiso otorgado por el Sistema de Evaluación Ambiental de Magallanes, para el establecimiento  de un vertedero de lodos de las pisciculturas del río Hollemberg, a tan sólo 15 kms de la Reserva de la Biósfera y Parque Nacional Torres del Paine; el controvertido projecto para establecer una nueva piscicultura de salmones en el sector del río Hoillemberg, Puerto Natales, y la muerte de 5 trabajadores chilotes de la barcaza “Valentina”, que realizaban el transporte de salmones desde la isla Capitán Aracena en precarias condiciones hacia Punta Arenas." 

Lapidario informe de la Contraloría de la República sobre centros salmoneros en Magallanes 

La masiva mortalidad de salmones en el sector de Puerto Natales, confirma el lapidario reporte de la Contraloría General de la República contra la Subsecretaría de Pesca, donde señala que el 53% de los centros de cultivo intensivo de salmónidos en la región de Magallanes presentan hipoxia ( disminución de oxígeno). Esto, según Ecocéanos deja en evidencia que la capacidad de carga de los diversos cuerpos de agua patagónicos afectos a la actividades de producción intensiva de salmones, están siendo superadas. La organización ciudadana llamó a las comunidades afectadas de Puerto Natales, Chiloé, Valdivia y Bio Bio (Cobquecura) ha unirse para enfrentar la actual expansión del “cáncer” de las costas del sur de Chile, que se realiza con la complicidad del Estado.  

Mientras tanto, el Programa Estratégico Mesoregional CORFO, denominado “Salmón Sustentable Puro de la Patagonia”, establecido con dinero de los contribuyentes chilenos, señala que esperan triplicar las actuales producciones en Magallanes.Esto en las perspectiva de producir a nivel nacional un promedio de  1,2 millones de toneladas de salmones anuales para la exportación a partir del 2030.

Brasil - Pré-Sal, Petrobrás y la política económica en curso en el gobierno Temer

Posted by Nuestra publicación: on jueves, septiembre 22, 2016


Guilherme C. Delgado *
Correio da Cidadania, 14-9-2016
Traducción de Ernesto Herrera – Correspondencia de Prensa

Entre 2008 y 2014, tuvimos algunos hechos significativos en el campo de la economía petrolera, especialmente para el Brasil, que de cierta forma reencendieron el debate de la política energética nacional, en los dos gobiernos de FHC (Fernando Henrique Cardoso). Ese debate se retomó con fuerza en ocasión del descubrimiento de las grandes reservas mundiales de petróleo del Pré-sal, localizadas en el mar territorial brasilero y en su zona contigua. Además, el conocimiento de la geología de la región y, principalmente, de la tecnología de exploración, permite que se anticipen nuevas reservas y costos de la explotación sustancialmente distintos de la Petrobrás, relativamente a las otras empresas del ramo.
Ese nuevo cuadro estratégico suscitó el cambio del marco regulatorio, de manera que tuvimos en 2010 la promulgación de la Ley de la Repartición (Ley da Partilha) el petróleo explorable en la zona del do Pré-Sal, con introducción de dos reglas aparentemente tranquilas, pero, se verá adelante, objetos de una disputa internacional subterránea.

1) la Petrobrás como única operadora de los contratos de compartir licitados en la zona del Pré-Sal;

2) una nueva división del lucro extraordinario del petróleo extraído de esta zona, mitad para la Unión (NdT: el Estado brasilero) y mitad para el licitante vencedor.

Pero el “lucro extraordinario” presupone un precio de mercado del petróleo por encima de su precio de producción, que es variable en cada campo, en tanto, el precio externo referencial del barril de petróleo estuvo sustancialmente más alto en el período 2008-2014, viéndose revertido fuertemente en el último período bienio.
Hay en el período reciente dos acciones performativas de la economía del Pré-Sal, relativamente a captura de derechos a rendimiento económico: la primera es subterránea y conspira contra la propia nueva Ley de la Repartición, como veremos a continuación; la segunda es explícita y directa, y llegó a dividir estados y municipios productores y no productores por la captura de esos nuevos derechos, conferidos al propietario del recurso natural, las reservas de la Unión. La constitución de un Fondo Social y Ambiental como destinatario de esos derechos y su posterior complementación de las necesidades de los gastos sociales en salud y educación, también hace parte del debate de la repartición de los frutos del Pré-Sal.
Por otro lado, entre finales de 2014 y 2016, comienza a operarse un proceso de reversión subliminar y profundo de la economía brasilera, con hechos y manipulaciones que al fin y al cabo de dos años parecen revertir el ambiente de aparente boom económico nacional del período 2008-2014:
1) caen abruptamente los precios externos del commodity petróleo bruto a la faja de los 30 a 40 dólares por barril, prácticamente 1/3 de lo que fuera en el período precedente;
2) se inicia la Operación Lava Jato, con revelación selectiva de la corrupción, al alcanzar a constructoras, partidos políticos y algunos dirigentes de la empresa.
3) se desencadena en el Senado, por iniciativa del senador José Serra la operación de cambio legal de la Ley de Repartición del Petróleo, en la parte que dice respecto a operación única de la Petrobrás;
4) la Petrobrás, ya en el gobierno Temer, acelera su programa de venta de activos, iniciado en el gobierno Dilma, incluido reservas naturales del propio Pré-Sal.
La política petrolera actual es claramente de retorno a la orientación de la era FHC, con retirada de la Petrobrás de la condición de único operador de la zona Pré-sal (proyecto José Serra, aprobado en el Senado) y cierta tentación explícita de revertir la reglas de repartición instituida en 2010 durante el gobierno Lula.
El lector precisa estar atento a un detalle nada trivial, en el mar territorial adyacente a las 6 millas reconocidas por Estados Unidos, la regla del operador único nacional es esencial para que la propia ley brasilera prevalezca en los contratos de explotación. Retirar a Petrobrás de la misión significa en la práctica cambiar toda la Ley de la Repartición. No hay nada de casual en la iniciativa. Al contrario, ella se inserta en una estrategia mundial de captura de las rentas extraordinarias oriundas de la explotación de campos petroleros, tierras, minas y recursos hídricos, que ora se exacerba con la escasez de los commodities, ora declina con las tendencias cíclicas.
Y para eso es necesario el capital financiero, que internacionalice las condiciones de acceso a los recursos naturales. El petróleo ya es codiciado desde largo tiempo. Pero ahora también las tierras rurales en general, a ejemplo de la iniciativa de los ruralistas brasileros con el proyecto de ley en este sentido (4.059/2012), en fase de votación urgente en el plenario de la Cámara Federal

* Guilherme Delgado es economista e investigador jubilado del IPEA (Instituto de Investigación Económica Aplicada).

Visita CORREO SR, informativo diario

Visita  CORREO SR, informativo diario
Hacer click en imagen

Visita nuestra sección Juventud y Lucha

Visita nuestra sección Juventud y Lucha
Hacer click en imagen

Visita nuestra sección Atake Verde

Visita nuestra sección  Atake Verde
Hacer click en imagen para visitar

Visita nuestra Biblioteca Marxista

Visita nuestra Biblioteca Marxista
Hacer click en imagen

Economía Mundial : Análisis y Comentarios

Economía Mundial : Análisis y Comentarios
Hacer click en imagen para leer

Visítanos y únete a SR en Facebook

Visítanos  y únete a SR en Facebook
Hacer click en imagen

Entradas más leídas del último mes

TEMAS

internacional Chile crisis capitalista economia editorial CIT nacional trabajadores elecciones AFP historia movimiento obrero politica historia y teoria venezuela arte y cultura represion España estados unidos protestas alternativa socialista china crisis economica crisis educación capitalismo economía mapuche europa huelga imperialismo Huelga General grecia estudiantes Brasil Socialismo analisis de perspectivas campaña solidaridad crisis financiera estalinismo gran bretaña medioambiente desempleo sindicatos Transantiago argentina bolivia escuela golpe de estado recesion stalinismo conflicto israel palestina derechos de la mujer kazajstan alemania alza de transporte gobierno Piñera israel Trotsky cuba restauracion capitalista Unión Europea pueblos originarios asesinatos juventud en rebelion palestina teoria marxista voto nulo Derechos Humanos Socialismo Revolucionario declaracion CIT gaza honduras marxismo partido comunista seguridad social Latinoamerica crisis educación bancos mexico privatización de la educación racismo 1º de mayo ocupación de fábrica peru unidad popular Perspectivas Mundiales irlanda irlanda del norte italia medio oriente perspectivas trabajadores mineros trotskismo Bolivia-MAS Egipto MPT Portugal derecha escocia izquierda socialista y anticapitalista marcel claude masacres medios de comunicación revolucion salario minimo solidaridad Joe Higgins alzas campaña canada documento del CIT francia guerra civil privatizacion del cobre revolucion rusa revolución alemana salud terrorismo tsunami Necrologicas Relaciones mundiales y economía Sri Lanka crecimiento economico crisis alimenticia depresion economica derechos democraticos desastre minero movilizacion mujeres nazismo primero de mayo referendum rusia trabajadores portuarios video Belgica PSOL Parlamento Europeo acuerdo pc - concertación colombia constitucion boliviana desastre ecologico formación política huelgas libertad de expresion paro revolucion cubana segunda guerra mundial sicariato tamil Asia Haití Iniciativa por un Partido de Trabajadores Retail Sudáfrica afganistan balance proceso venezolano balance revolucion cubana calentamiento global gripe porcina homofobia juventud lucha anticapitalista obama pakistan suecia tratado de lisboa turkia Coalición de sindicalistas y socialistas Muro Israel Palestina SR Tailandia africa burbuja inmobiliaria clases sociales escuela latinoamericana fraude electoral hitler marco enriquez ominami marx oligopolios presos politicos programa de transicion Kozovo Que somos y que defendemos TMI Xekinima costa rica homosexualidad masacre tiananmen revolución china trabajadores de la salud xenofobia